EL PATRIMONIO DE LOS KIRCHNER

EL DR RICARDO MONER SANZ RATIFIÓ Y APORTÓ DE DOCUMENTACIÓN EN EL TEMA VINCULADO CON EL PATRIMONIO DE LOS ESPOSOS KIRCHNER

Ante el Juzgado Nacional de Primera Instancia en lo Criminal y Correccional Federal Nº 6 a cargo del Dr. Rodolfo Canicoba Corral se ratificó RicardoMonner Sans en audiencia para la que fuera convocado respecto de la presentación por la que pide al Juez se requiera al matrimonio Kirchner las explicaciones necesarias frente al importante incremento patrimonial que se ha conocido días atrás.
Adjuntó, además, cuatro carillas del informe de “transparencia internacional”, que dijo se puede leer en: http://www.transparencia.org.es/ del que surge que, dijo, sobre 179 países computados en función de la corrupción y de la transparencia, la Argentina “luce en el penoso lugar 105”.
Acompañó diarios panameños que registraban la trascendencia de la información, donde, advirtió, se lee que Néstor Kirchner “fue el mandatario que más se enriqueció durante su gestión”, con amplio despliegue informativo, fotografías, etc.
Pidió que se solicitara a CNN (versión castellana) el “tape” por el cual la corresponsal en la RepúblicaArgentina, luego de dar la noticia, explicó a todo el mundo que recibe la cadena internacional, que el gobierno argentino se había negado aproporcionar explicación de ninguna naturaleza.
Aportó la información proporcionada por el matutino LA NACIÓN el 17 de enero de 2008 y un ejemplarde la REVISTA NOTICIAS del 26 de enero de 2008, ya que en ambos medios escritos se afronta el tema.
Agregó Monner Sans que “no se está, por ahora, en condiciones de imputar enriquecimiento ilícito, recordándose la larga polémica doctrinal y jurisprudencial en función de que la carga de la pruebaes de aquel que resulta requerido”.
Si las explicaciones resultan satisfactorias y debidamente justificadas, agregó, “este proceso habrá concluido”, pero de lo contrario “deberá avanzarse respecto del fondo del tema”.
El Juzgado debe ahora escuchar al Fiscal de la causa, que es el Dr.EDUARDO TAIANO, a la espera de su dictamen